EJERCICIO UNO

Completa los verbos que faltan en este relato: algunos están asociados con las oraciones condicionales, pero otros no.

Abrí la nevera para coger una cerveza y salió una mosca volando. Deduje que (1) (ENTRAR) media hora antes, cuando guardé el pollo. (2) (ESTAR) encerrada, pues, treinta minutos. Si no me (3) (APETECER) beber esa cerveza, habría fallecido, ya que lo más probable es que no (4) (VOLVER) a entrar en la cocina hasta la noche. Me pregunté si el cerebro de la mosca (5) (COMUNICARSE) con el mío para que la salvase de aquel final desastroso o si (6) (SER) una casualidad. Normalmente no bebo cerveza a esas horas. Ni a ninguna. No bebo cerveza porque me da más sed, aunque de momento me sacia. Esa botella había llegado por error en el pedido del supermercado, pero como me dijeron por teléfono que era más fácil quedármela que devolverla, la guardé para una emergencia.

Más tarde estaba trabajando en un cuento en el que en un momento dado el personaje iba a la nevera a por una cerveza. Me da mucha pereza que los personajes vayan a la cocina o al cuarto de baño. No es lo mismo moverlos por el interior de tu cabeza que por el interior de una casa [...]. El protagonista del cuento me contagió las ganas de tomarme una cerveza, de modo que me levanté y fui a la cocina.

Entonces, al abrir la puerta de la nevera, salió la mosca. Si no (7) (ESCRIBIR) ese cuento tampoco me habrían dado ganas de beber. Y, aunque me hubieran dado ganas de beber, si el supermercado no me (8) (ENVIAR) la cerveza por error, tampoco (9) (LEVANTARME). Me impresionó que la vida de una mosca dependiera de ese cúmulo de coincidencias porque quizá la mía no era menos casual. La mosca se posó en la ventana, al sol, para sacudirse el frío, y en esto apareció una lagartija y se la zampó.

Aunque tenía el cuento prácticamente terminado, lo rompí y me fui a la cama para no provocar más prodigios, pero tampoco más catástrofes.

EL AZAR
Juan José Millás
El País, España (TEXTO ADAPTADO)

Image
PARA APRENDER MÁS...

En este ejercicio puedes practicar algunas formas con el condicional compuesto relacionadas con oraciones condicionales, pero debes observar también que otras formas del condicional compuesto corresponden a la expresión de inseguridad. Intenta detectar cuáles son esos enunciados
Observa también los ejercicios (5) y (6), que aparecen vinculados a la conjunción
si, pero forman parte de una interrogativa indirecta (Me pregunté si…), no introducen una oración condicional.
Por último, estudia el ejercicio (7): el acto de escribir es un proceso no completado: necesitas una forma durativa.

Abrí la nevera para coger una cerveza y salió una mosca volando. Deduje que (1) habría entrado / había entrado (ENTRAR) media hora antes, cuando guardé el pollo. (2) Habría estado / Había estado (ESTAR) encerrada, pues, treinta minutos. Si no me (3) hubiera apetecido (APETECER) beber esa cerveza, habría fallecido, ya que lo más probable es que no (4) hubiera vuelto / (hubiera vuelto) (VOLVER) a entrar en la cocina hasta la noche. Me pregunté si el cerebro de la mosca (5) se habría comunicado / se había comunicado (COMUNICARSE) con el mío para que la salvase de aquel final desastroso o si (6) habría sido / había sido (SER) una casualidad. Normalmente no bebo cerveza a esas horas. Ni a ninguna. No bebo cerveza porque me da más sed, aunque de momento me sacia. Esa botella había llegado por error en el pedido del supermercado, pero como me dijeron por teléfono que era más fácil quedármela que devolverla, la guardé para una emergencia.

Más tarde estaba trabajando en un cuento en el que en un momento dado el personaje iba a la nevera a por una cerveza. Me da mucha pereza que los personajes vayan a la cocina o al cuarto de baño. No es lo mismo moverlos por el interior de tu cabeza que por el interior de una casa [...]. El protagonista del cuento me contagió las ganas de tomarme una cerveza, de modo que me levanté y fui a la cocina.

Entonces, al abrir la puerta de la nevera, salió la mosca. Si no (7)
hubiera estado escribiendo (ESCRIBIR) ese cuento tampoco me habrían dado ganas de beber. Y, aunque me hubieran dado ganas de beber, si el supermercado no me (8) hubiera enviado (ENVIAR) la cerveza por error, tampoco (9) me habría levantado (LEVANTARME). Me impresionó que la vida de una mosca dependiera de ese cúmulo de coincidencias porque quizá la mía no era menos casual. La mosca se posó en la ventana, al sol, para sacudirse el frío, y en esto apareció una lagartija y se la zampó.

Aunque tenía el cuento prácticamente terminado, lo rompí y me fui a la cama para no provocar más prodigios, pero tampoco más catástrofes.

EL AZAR
Juan José Millás
El País, España (TEXTO ADAPTADO)

Image

Juan José Millás (España, 1946). Periodista y novelista, galardonado con numerosos premios. Sus obras abordan temas cotidianos que adquieren un relieve especial, siempre con un estilo cuidado y dosis de humor. Cuenta con traducciones a más de veinte idiomas.


EJERCICIO DOS

Seguramente, con un poco de imaginación, puedes añadir algo a estas afirmaciones, con alguna(s) oración(es) condicional(es). Observa el ejemplo:

0. Está muy cansado todo el día... Por la noche se pasa muchas horas con la consola de juegos...

Si no jugara tanto rato, no tendría tanto sueño.
Si su tía no le hubiera comprado la consola cuando era tan pequeño, no se habría aficionado tanto.
Si su tía no le hubiera comprado la consola cuando era tan pequeño, no jugaría tanto.
Es que eso le pasa a muchos chicos, si empiezan, no pueden parar.

1. Llegaste tarde, me esperé 40 minutos y me fui.


2. ¿Otra vez haciendo dieta? Cada dos meses tienes que hacer diez días de dieta. Así no se soluciona tu problema.


3. ¡Es rarísimo! Son más de las once y Marta no ha llegado ni nos ha llamado...


4. ¡Oh, se ha quemado el pollo!


5. No me seleccionaron para aquel puesto de trabajo... Fue una pena.

Image
PARA APRENDER MÁS...

1. Llegaste tarde, me esperé 40 minutos y me fui.
Si vas a llegar tarde otra vez, avísame, por favor.
Si me hubieras llamado, te habría esperado.
No pasa nada, pero
si llegas tarde / como llegues tarde otra vez, me enfadaré contigo.
Si llego a saber que ibas a llegar tan tarde, no hubiera ido.

2. ¿Otra vez haciendo dieta? Cada dos meses tienes que hacer diez días de dieta. Así no se soluciona tu problema.
Si hicieras un poco de deporte y comieras más sano, no necesitarías hacer dieta.
Si haces un poco de deporte y comes más sano, no necesitarías hacer dieta.
Si quieres mantener el peso ideal, haz un poquito de deporte todos los días.
Si sigues así (comiendo mucho y luego haciendo dieta), acabarás enferma.

3.
¡Es rarísimo! Son más de las once y Marta no ha llegado ni nos ha llamado...
Si hubiera tenido algún problema, nos habría llamado, pero, claro, si su avión va con retraso y no ha aterrizado todavía, no puede llamar.
Si en media hora no ha llegado, llamaré a su marido.
Si me lo dicen, no me lo creo, porque ella es puntualísima.

4. ¡Oh, se ha quemado el pollo!
Si hubiera leído la receta, quizá no se habría quemado.
Si hubiera preparado una ensalada, ahora tendríamos cena.
Si lo tiro a la basura y llamo para pedir comida preparada, nadie se enterará.
Manolo,
si quieres cocinar algo, avísame, porque tú no tienes ni idea de cocinar... Si tu madre te enseñó algo de cocina, desde luego tú no lo aprendiste.

5. No me seleccionaron para aquel puesto de trabajo... Fue una pena.
Si me hubiera afeitado y me hubiera puesto cortaba, quizá me hubieran / habrían seleccionado.
Si me hubieran seleccionado, ahora podría ser director de ventas.
Si me llaman para otra entrevista, me vestiré muy elegante.
Si tuviera otra oportunidad, iría más elegante y no llevaría mi CV escrito en un papel sucio.

Image
© 2021 - 2022 marcoELE. LOURDES DÍAZ / AGUSTÍN YAGÜE > CONTACTO