Cuando la expresión del lugar no corresponde a un adverbio ni a una locución adverbial sino a un enunciado extenso (con verbo), nos referimos a oraciones adverbiales de lugar. Estas oraciones aportan una información que se asocia a otro enunciado (Pasa y siéntate donde quieras), y generalmente van precedidas del adverbio donde. Como sabes, la expresión de un lugar corresponde esencialmente a los sustantivos: los lugares son sustantivos. Por esa razón las informaciones introducidas por donde no se refieren al verbo (como acostumbran a hacer los adverbios) sino a esos sustantivos.

Observa de nuevo el ejemplo:

Pasa y siéntate donde quieras...

Para ser exactos, la información introducida por donde no se refiere directamente al verbo sentarse, sino a un sustantivo (el que expresa el lugar) que en este enunciado es obvio y no se cita:

Puedes sentarte en la silla que quieras...

En consecuencia, hemos de entender que las oraciones adverbiales de lugar son esencialmente oraciones de relativo, pues atribuyen una característica a ese lugar.

Image
ORACIONES DE RELATIVO
Image
Image
© 2021 marcoELE. LOURDES DÍAZ / AGUSTÍN YAGÜE > CONTACTO